"A la voz la dirige el cerebro"

(Diário "La Prenza" de Assis - Itália, 11/06/1979 , dice el maestro Emilio Baldino)

 "La voz humana es la expresión del pensamiento humano. Grandes expertos buscando la verdad del 'bel canto', como Garcia y Marcinelli en el siglo pasado, y en éste, Foret y otros, llegaron a la conclusión que las relaciones entre la ciencia y el arte podrían resolver las dificultades de la voz en el 'bel canto'; pero esto aún no se ha realizado totalmente". Asi se expresa el conocido maestro de canto Emilio Baldino, nacido en Brasil que nos visita. Estudió en Itália, vivió largos años en la Argentina y ha desarrollado a través de su rica experiencia con los mejores cantantes del mundo lírico, una teoría con su consiguiente metodología para el aprendizaje del canto. Comenta el maestro - quien se ha radicado reclentemente en Porto Alegre - que "lamentablemente los cantantes creem que la fisiología de la respiración como función de vida es distinta de aquella que se usa para hablar y cantar y eso es un grave error. La técnica es la misma; la diferencia está en la cantidad de aire que uno usa, principalmente en el canto. Por lo tanto hay que seguir nuestra naturaleza; cuanto más natural se es, mejor".

Superación de viejas teorías :

La antigua teoría sobre la producción de la voz que sostenía, que las vibraciones mecánicas de las cuerdas vocales eran producidas por la  expiración, duró hasta 1951 cuando un laboratorio francés dedicado a la fisiologia de la voz probó que las cuerdas vocales, independientes del aire y de la expiración, vibran por una exitación nerviosa que encuentra su origen en el centro cerebral, de la misma manera que funciona cualquier otro músculo del cuerpo. Por eso se llega a la conclusión que todo es mental, el cerebro ordena para el canto sobre condiciones básicas, voz e inteligencia. Todas las técnicas, sistemas, doctrinas especiales para los que cantan sólo sirven para confundir y esconder todas las deficiencias cuando se quiere hacer cantar a gente que no está dotada por la naturaleza.   

       "Para hablar y cantar bien, es necesario que la voz tenga un tono, para hacer un discurso hay que tener un tono en el oído como se hacía antiguamente en Roma: el orador tenía un esclavo que daba la nota y el orador seguía hablando sobre esa nota. Como es sabido, la voz se divide en dos partes, la voz de pecho y la voz  de cabeza o falsete. La mujer tiene una octava más alta que la voz del hombre". 

El método :

Baldino concluye al explicar su método: "Lo primero que hay que enseñar a un cantante es el golpe de la glotis; de él depende la pureza y seguridad del sonido. Para que el golpe de glotis salga bien es necesario hacer lo que sostenía García - uno de los más grandes tenores del siglo pasado, padre de la famosa Malibrán - que es abrir la boca como para pronunciar la vocal  "A" nunca como la vocal "O". No se articula con los labios, estos solamente sirven para dar color. Yo fui desenvolviendo mi método, acota el maestro, con largas observaciones. Uso un sistema que consiste en trabajar los músculos del abdomen. Primero relajo el cuerpo, al relajarlo, el abdomen se va para afuera y el diafragma baja, entonces tengo ya aire suficiente para cantar. Esto lo constaté mediante la radioscopía. Vi trabajar el diafragma. El diafragma baja y no sube. Esto me dio la certeza de lo que intuía". 

        Emilio Baldino ha formado muchos cantantes en nuestro medio y en el extranjero. Una de sus discípulas favoritas es la profesora, conocida internacionalmente, Maria Pilar Lafarga Ferrer. 

                                                                                                                                                                                     Olga Costa Viva.

www.ebighelini.com.br - site do tenor Eduardo Bighelini - O Canto e suas técnicas > <VOLTAR>